El pasado 7 de abril de 2015 tuvo lugar la reunión fundacional de la Asociación de Comerciantes y Empresarios de Chamberí (ACE Chamberí), que tuvo lugar en nuestro barrio, en la sede Social & People. La convocatoria tuvo bastante éxito, ya que han sido muchas las personas interesadas y asistentes a esta reunión.

 

Un total de 25 empresarios de todos los sectores del barrio: formación, salud, restauración, servicios, artesanos, comercio... tanto recién llegados como pesos pesados en el barrio. Lo que denota la necesidad de una asociación. Además antes de iniciar la reunión ya había cinco asociados formalizados.



 



 

El evento sirvió para que los comerciantes se conocieran un poco más, realizar networking y poner en común las necesidades y mejoras que afrontar en el barrio, tanto a nivel de comercio como de infraestructura. Tras la breve presentación de los asistentes y la explicación de los objetivos de la reunión y de la propia asociación comenzó el turno abierto de sugerencias.

 

Quedó patente que Chamberí es un buen barrio para emprender negocios, con un alto nivel económico y adquisitivo, pero que se ve lastrado por la crisis, el descenso de las ventas, y el alto coste de los alquileres y gastos fijos, que no han moderado sus precios para ajustarse a la realidad del comercio. También se manifestó que la disminución de movimiento de gente dentro del barrio, no sólo vecinos sino trabajadores o visitantes, lo que hace necesario incentivar o dar mayor visibilidad a la gran oferta cultural, comercial y turística que posee el barrio, además de llevar acabo acciones para atraer más público de otras zonas a Chamberí. Actualmente no se puede sobrevivir sólo con la decreciente demanda de los vecinos.

 

Uno de los deberes marcados para la asociación es construir la marca Chamberí, delimitando bien el alcance del barrio sin perder integrantes o fuerza. Hacer marca y difundir la labor y actividades que acontecen en el barrio, para atraer nuevos clientes de otras zonas y ponernos en valor. Los asistentes hicieron hincapié en seguir prestando atención a la calidad de servicio diferenciador ofrecido en los comercios del distrito, sin duda uno de los puntos fuertes a nuestro favor.

 



 

En cuanto a las mejoras a destacar frente a las instituciones públicas, quedó de manifiesto que se debe mejorar la limpieza del distrito, tanto por parte del Ayuntamiento como en la concienciación a los vecinos y comerciantes, para que no se depositen las basuras en cualquier sitio. Incluso instando al Ayuntamiento a multar comportamientos incívicos.

 

También se hizo incidencia en la necesidad de mayor iluminación de las calles, no sólo en Navidad que también se reclamó, sino por la existencia de zonas oscuras debido a la falta de farolas o el arbolado que las tapa, siendo necesario una mejora, que de vida y optimice los recursos lumínicos.

 

Implicar a la Junta de Distrito en un mayor apoyo en promoción, mayor presencia en actos/eventos y colaboración para poder realizar eventos y actividades en la calle. En ese sentido tratar de recuperar las Fiestas del Carmen, venidas a menos por la falta de un recinto donde albergarlas. Sin duda una buena noticia para el comercio de Chamberí que esperemos que ayude a mejorar el barrio y el entorno.